Aprueba Sonora matrimonio igualitario con 26 votos a favor

0
116

PXNWEB.COM /Demian Duarte

El Congreso del Estado de Sonora aprobó este jueves 23 de septiembre el matrimonio entre personas del mismo sexo, luego de meses de dilaciones y atrasos por parte de la anterior legislatura.

La propuesta fue promovida por las diputada Celeste Taddei y Rosa Elena Trujillo la primera diputada electa por Morena en el distrito 11 con cabecera en Hermosillo, la segunda legisladora plurinominal del Movimiento Ciudadano, quienes decidieron sumar fuerzas a fin de recuperar el paso y solucionar una omisión incluso señalada por la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

La historia de la aprobación del matrimonio igualitario, o gay, es truculenta y en Sonora inició con la propuesta promovida en su momento por la diputada Yumiko Palomares durante la 62 legislatura, sin embargo dicha iniciativa fue enviada a la “congeladora” luego de que no se pudiera dictaminar en la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales.

Al arranque de la 63 Legislatura la diputada Celeste Taddei fue quien retomó el tema y con ella hizo alianza Rosa Elena Trujillo del MC a fin de rescatar la iniciativa y dar cumplimiento a un ordenamiento de la Suprema Corte de Justicia de la Nación que ordenaba a Sonora desde julio pasado actualizar la legislación.

La iniciativa de Ley fue dada a conocer el pasado martes 21 de agosto, cuando se publicó la Gaceta Legislativa para la sesión de este jueves.

En el orden del día de la sesión el tema venía enlistado como punto número 5: “Iniciativa que presentan las diputadas Rosa Elena Trujillo Llanes e Ivana Celeste Taddei Arriola, con proyecto de Decreto que reforma y deroga diversas disposiciones del Código de Familia para el Estado de Sonora”, así simple y llanamente.

Sin embargo esto fue motivo suficiente para que antes del arranque de la sesión se presentarán en el exterior del Poder Legislativo Estatal grupo a favor y en contra, los que estaban en contra hablaban de que no era necesario aprobar los cambios a la constitución por medio del mecanismo de la “urgente y obvia resolución” y pedían que el tema fuera enviado a comisiones para su dictaminación, tal como ocurrió en la anterior legislatura.

“Curiosamente” ese fue el argumento que reiteradamente presentaron los diputados del PAN, Alejandra López Noriega y Ernesto Roger Munro, así como Jesús Armando Gutierrez Jimenez “El Bigotes”, además de la diputada del PRI Karina Zarate, quienes pedían a toda costa que el tema se dejará “para cuando haya comisiones”.

La discusión en el pleno fue esa, sobre la forma, nada sobre el fondo, los diputados de oposición hablaban de por qué no a la urgente y obvia y reiteraban que era necesario preservar el debido proceso legislativo, aunque al final del día las leyes aprobadas por esa vía son tan válidas como las que pasan por todo el proceso legislativo.

Fue la diputada del Partido Encuentro Solidario, Paloma Terán Villalobos la que dio color y destrabó el debate, señalando que los derechos de las personas no pueden estar sujetos a una objeción de metodología, postura que fue poco a poco respalda por las diputadas del Partido Verde, del Partido Nueva Alianza, de Morena e incluso por la priista Natalia Rivera.

La diputada del distrito 3, Alicia Gaytán, quien fue reelecta de la anterior legislatura les dio la puntilla a los que estaban por el “no a la urgente y obvia”, pues le dijo que la 62 nunca resolvió el tema, porque hubo prácticas dilatorias, ya que cada vez que el tema se ponía en agenda para ser discutido en la comisión respectiva, los diputados que la integraban no asistían, boicoteando el dictamen y la posibilidad de que esta fuera turnada al pleno.

La diputada del PVEM, Claudia Zulema Bours Corral, del distrito 21 manifestó en el pleno que es necesario que ante todo prevalezca el amor, sea cual sea su presentación y cuestionó a los diputados que estaban por el no, respecto a si en su partido no existen militantes homosexuales, por lo que instó a todos a votar por el si a la”urgente y obvia”.

Al final el procedimiento se votó de la siguiente manera 25 votos a favor, con los votos en contra de los diputados del PAN Alejandra López Noriega (distrito 10 Hermosillo), Jesús Armando Gutiérrez Jimenez (Distrito 5 Nogales) de la diputada Karina Zarate del PRI (distrito 6 Hermosillo), además de los plurinominales María Sagrario Montaño Palomares y Ernesto Roger Munro y de los legisladores del PT Hiram Leobardo Solís (distrito 16 Cajeme) morenistas Héctor Raúl Castelo Montaño (distrito 15 Cajeme) y Luis Arturo Robles Higuera (distrito 20 Etchojoa).

Una vez zanjado el debate sobre el procedimiento el decreto que reforma el código de la familia para el estado de Sonora fue votado arrolladoramente a favor, con los votos de 12 legisladores de Morena, 2 del PT, 2 del PVEM, 4 del PRI, 2 del Panal, 2 del Movimiento Ciudadano, 1 del PRD y 1 del PES, es decir 26 a favor, quedando solo 7 legisladores en contra.

De hecho la diputada plurinominal del PRD, Alma Manuela Higuera Esquer se desalineó totalmente de la “línea” y al hacer uso de la palabra dijo que ella no iba a bailar al tono que le tocarán, sino al tono que los ciudadanos de Sonora están pidiendo.

Los que terminaron votando en contra del matrimonio igualitario en Sonora son los diputados del PAN en bloque, así como los legisladores de Morena Castelo Montaño, Robles Higuera y el del PT Hiram Leobardo Solís.

La diputada Celeste Taddei y Rosa Elena Trujillo consideraron que la aprobación del decreto constituye un hecho histórico para la entidad y los derechos de los ciudadanos, aspecto en el que dijeron “jugaron” juntas pese a corresponder a partidos distintos, porque al final del día por encima de las diferencias partidistas está el interés de los sonorenses.

El gobernador Alfonso Durazo Montaño dijo al respecto que en su gobierno los derechos humanos serán una constante en la toma de decisiones; “respetamos a todas y todos por igual”.

“Este día el Congreso del Estado, en una decisión soberana, dio un paso importante al aprobar este derecho humano, que ratifica lo ya estipulado por la SCJN, que avala los  matrimonios igualitarios.  Esta parte de la agenda progresista del movimiento en que hemos participado históricamente, por lo que celebro esta decisión”, acotó. 

Demian Duarte

El Congreso del Estado de Sonora aprobó este jueves 23 de septiembre el matrimonio entre personas del mismo sexo, luego de meses de dilaciones y atrasos por parte de la anterior legislatura.

La propuesta fue promovida por las diputada Celeste Taddei y Rosa Elena Trujillo la primera diputada electa por Morena en el distrito 11 con cabecera en Hermosillo, la segunda legisladora plurinominal del Movimiento Ciudadano, quienes decidieron sumar fuerzas a fin de recuperar el paso y solucionar una omisión incluso señalada por la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

La historia de la aprobación del matrimonio igualitario, o gay, es truculenta y en Sonora inició con la propuesta promovida en su momento por la diputada Yumiko Palomares durante la 62 legislatura, sin embargo dicha iniciativa fue enviada a la “congeladora” luego de que no se pudiera dictaminar en la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales.

Al arranque de la 63 Legislatura la diputada Celeste Taddei fue quien retomó el tema y con ella hizo alianza Rosa Elena Trujillo del MC a fin de rescatar la iniciativa y dar cumplimiento a un ordenamiento de la Suprema Corte de Justicia de la Nación que ordenaba a Sonora desde julio pasado actualizar la legislación.

La iniciativa de Ley fue dada a conocer el pasado martes 21 de agosto, cuando se publicó la Gaceta Legislativa para la sesión de este jueves.

En el orden del día de la sesión el tema venía enlistado como punto número 5: “Iniciativa que presentan las diputadas Rosa Elena Trujillo Llanes e Ivana Celeste Taddei Arriola, con proyecto de Decreto que reforma y deroga diversas disposiciones del Código de Familia para el Estado de Sonora”, así simple y llanamente.

Sin embargo esto fue motivo suficiente para que antes del arranque de la sesión se presentarán en el exterior del Poder Legislativo Estatal grupo a favor y en contra, los que estaban en contra hablaban de que no era necesario aprobar los cambios a la constitución por medio del mecanismo de la “urgente y obvia resolución” y pedían que el tema fuera enviado a comisiones para su dictaminación, tal como ocurrió en la anterior legislatura.

“Curiosamente” ese fue el argumento que reiteradamente presentaron los diputados del PAN, Alejandra López Noriega y Ernesto Roger Munro, así como Jesús Armando Gutierrez Jimenez “El Bigotes”, además de la diputada del PRI Karina Zarate, quienes pedían a toda costa que el tema se dejará “para cuando haya comisiones”.

La discusión en el pleno fue esa, sobre la forma, nada sobre el fondo, los diputados de oposición hablaban de por qué no a la urgente y obvia y reiteraban que era necesario preservar el debido proceso legislativo, aunque al final del día las leyes aprobadas por esa vía son tan válidas como las que pasan por todo el proceso legislativo.

Fue la diputada del Partido Encuentro Solidario, Paloma Terán Villalobos la que dio color y destrabó el debate, señalando que los derechos de las personas no pueden estar sujetos a una objeción de metodología, postura que fue poco a poco respalda por las diputadas del Partido Verde, del Partido Nueva Alianza, de Morena e incluso por la priista Natalia Rivera.

La diputada del distrito 3, Alicia Gaytán, quien fue reelecta de la anterior legislatura les dio la puntilla a los que estaban por el “no a la urgente y obvia”, pues le dijo que la 62 nunca resolvió el tema, porque hubo prácticas dilatorias, ya que cada vez que el tema se ponía en agenda para ser discutido en la comisión respectiva, los diputados que la integraban no asistían, boicoteando el dictamen y la posibilidad de que esta fuera turnada al pleno.

La diputada del PVEM, Claudia Zulema Bours Corral, del distrito 21 manifestó en el pleno que es necesario que ante todo prevalezca el amor, sea cual sea su presentación y cuestionó a los diputados que estaban por el no, respecto a si en su partido no existen militantes homosexuales, por lo que instó a todos a votar por el si a la”urgente y obvia”.

Al final el procedimiento se votó de la siguiente manera 25 votos a favor, con los votos en contra de los diputados del PAN Alejandra López Noriega (distrito 10 Hermosillo), Jesús Armando Gutiérrez Jimenez (Distrito 5 Nogales) de la diputada Karina Zarate del PRI (distrito 6 Hermosillo), además de los plurinominales María Sagrario Montaño Palomares y Ernesto Roger Munro y de los legisladores del PT Hiram Leobardo Solís (distrito 16 Cajeme) morenistas Héctor Raúl Castelo Montaño (distrito 15 Cajeme) y Luis Arturo Robles Higuera (distrito 20 Etchojoa).

Una vez zanjado el debate sobre el procedimiento el decreto que reforma el código de la familia para el estado de Sonora fue votado arrolladoramente a favor, con los votos de 12 legisladores de Morena, 2 del PT, 2 del PVEM, 4 del PRI, 2 del Panal, 2 del Movimiento Ciudadano, 1 del PRD y 1 del PES, es decir 26 a favor, quedando solo 7 legisladores en contra.

De hecho la diputada plurinominal del PRD, Alma Manuela Higuera Esquer se desalineó totalmente de la “línea” y al hacer uso de la palabra dijo que ella no iba a bailar al tono que le tocarán, sino al tono que los ciudadanos de Sonora están pidiendo.

Los que terminaron votando en contra del matrimonio igualitario en Sonora son los diputados del PAN en bloque, así como los legisladores de Morena Castelo Montaño, Robles Higuera y el del PT Hiram Leobardo Solís.

La diputada Celeste Taddei y Rosa Elena Trujillo consideraron que la aprobación del decreto constituye un hecho histórico para la entidad y los derechos de los ciudadanos, aspecto en el que dijeron “jugaron” juntas pese a corresponder a partidos distintos, porque al final del día por encima de las diferencias partidistas está el interés de los sonorenses.

El gobernador Alfonso Durazo Montaño dijo al respecto que en su gobierno los derechos humanos serán una constante en la toma de decisiones; “respetamos a todas y todos por igual”.

“Este día el Congreso del Estado, en una decisión soberana, dio un paso importante al aprobar este derecho humano, que ratifica lo ya estipulado por la SCJN, que avala los  matrimonios igualitarios.  Esta parte de la agenda progresista del movimiento en que hemos participado históricamente, por lo que celebro esta decisión”, acotó.