Los migrantes fueron puestos ante la autoridad correspondiente como parte del protocolo establecido en estos casos.

El Instituto Nacional de Migración (INM) informó que como parte del reforzamiento de sus acciones para mantener una migración regular, ordenada y segura, rescató en los últimos días a 47 personas extranjeras que se encontraban privadas de su libertad en el estado de Sonora, e identificó en la Ciudad de México a 16 personas (15 cubanos y un colombiano) que estaban en condición de estancia irregular en el país.

El organismo precisó que el domingo pasado fueron liberadas 47 personas que se encontraban secuestradas en un inmueble ubicado en el municipio de Altar, en el estado de Sonora.

Esta acción se llevó a cabo con el apoyo de la Guardia Nacional. Los migrantes fueron puestos ante la autoridad migratoria como parte del protocolo establecido en estos casos.

Adicionalmente, el pasado 14 de junio, con el auxilio de la Policía Federal, el INM llevó a cabo un operativo en la colonia Guerrero, en la Ciudad de México, con la finalidad de regular la estancia en territorio nacional de personas extranjeras alojadas en un inmueble.

En este hecho, 15 personas de nacionalidad cubana y una de origen colombiano fueron trasladadas a la Estación Migratoria de Iztapalapa para iniciar su procedimiento migratorio y en su caso, el retorno a sus países.

México y ACNUR, por plan para atender incremento de refugiados

Por otro lado, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar), la Oficina del Coordinador Residente de ONU en México y la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) en México y su oficina regional iniciaron trabajos para crear un plan integral y coordinado para responder al incremento del flujo de personas solicitantes de la condición de refugiado en el país.

En un comunicado, la Cancillería informó que para ello, se llevó a cabo una reunión donde se analizó una propuesta de trabajo coordinado en Centroamérica, para abordar el desafío que supone el desplazamiento desde la zona de una manera efectiva y sostenible.

De esta forma, se busca dar prioridad a la protección de vidas, de los derechos humanos de las personas refugiadas y a la buena gestión de fronteras.

En el acto, el Gobierno de México reafirmó su compromiso por trabajar conjuntamente con las agencias del Sistema de Naciones Unidas para garantizar el respeto irrestricto de los derechos humanos y las personas solicitantes de la condición de refugiado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here